Publicado el

EL MEJOR DE LOS MÉTODOS

Todo el mundo cree saberlo todo para llevar una vida más satisfactoria y parece ser que cualquier método o consejo son, a priori, más que conocidos y de sentido común.  Y yo les diría a todos los que piensan así que tienen razón! Pero muchas veces el sentido más común es el menos común de los sentidos…

Sigue leyendo EL MEJOR DE LOS MÉTODOS

Publicado el

¿Qué tipo de pareja quieres en tu vida?

TE OFREZCO UNA SERIE DE PREGUNTAS CON LAS QUE TENDRÁS MUY CLARO QUE TIPO DE PERSONA QUIERES A TU LADO!

En consulta muy a menudo, sobre todo mujeres, oigo como se repite la misma queja respecto a la búsqueda de pareja “no hay hombres interesantes” o “no son merecedores de mi amor”; que conste que también hay algún hombre que sostiene el mismo argumento respecto al sexo femenino.

Sigue leyendo ¿Qué tipo de pareja quieres en tu vida?

Publicado el

LAS DINÁMICAS MÁS COMUNES PARA DESTRUIR UNA RELACIÓN DE PAREJA (1a. parte)

Una relación de pareja no es inmutable. La sensación de sentir al otro/a cómo el hombre o mujer de tu vida es una jugarreta mental diabólica que tu cerebro elabora para producir más apego. Hay otras trampas mentales que nos ayudan a embobarnos, anularnos, mentirnos, justificar, soportar ciertas actitudes de la pareja con tal de no perderla y de ratificar que, por fin, encontraste lo que más deseabas. No voy a hablar de estas estrategias mentales, pero sí de ciertas creencias y pensamientos que aparecen cuando la relación está afianzada.

Sigue leyendo LAS DINÁMICAS MÁS COMUNES PARA DESTRUIR UNA RELACIÓN DE PAREJA (1a. parte)

Publicado el

LA NECESIDAD DE CONTROLAR

La necesidad de controlar nace como respuesta a los temores reales o imaginados que percibimos a nuestro alrededor.

Es inevitable no controlar algo, situaciones, personaspensamientosacciones, decisiones. Cada individuo utiliza sus mecanismos de control propios y ejerce ese control sobre unas cosas más que otras. ¿Qué es lo que controlas más en tu vida? ¿Qué es lo que más temes en tu vida?

Sigue leyendo LA NECESIDAD DE CONTROLAR